Esperemos que, para bien, este sea un día inolvidable