Elección de Miss Sarajevo, 29 de mayo de 1995

Hoy no tenía ganas de hablar de la realidad más inmediata: Japón, Libia, Siria, Costa de Marfil, etc. y, la verdad, mientras pensaba en algo sobre lo que escribir puse música en mi ordenador, en este caso era disco raro Original Soundtracks 1, se trata de un LP de U2 con Brian Eno que editaron con el pseudónimo de Passengers. En ese estupendo disco hay una canción que es como un verdadero mazazo de sensibilidad (especialmente el fragmento que canta Pavarotti): Miss Sarajevo.

Portada del single Miss Sarajevo de Passengers

Esa canción habla de una historia de olvidos e indiferencia, mientras Sarajevo estaba siendo asediada por las fuerzas serbias, en la ciudad aun había quien con cierto punto de ironía plantaba cara al desastre de la guerra. Eso ocurrió con el certamen para la elección de Miss Sarajevo en 1993, en el cual resultó elegida reina de la belleza Inela Nogic.

Desde el 5 de abril de 1992, la ciudad de Sarajevo estaba siendo asediada por las fuerzas de la autoproclamada República Serbia de Bosnia y por el Ejército Popular de Yugoslavia, el asedio se prolongó hasta el 29 de febrero de 1996, durante ese tiempo más de doce mil personas fueron asesinadas, de ellas más del 85% eran civiles.

Ese sitio sólo comenzó a aflojarse cuando las fuerzas de la OTAN, haciendo gala de su proverbial puntualidad, comenzaron a bombardear los depósitos de municiones de los serbobosnios, algo que sucedió a lo largo de 1995; hasta entonces los francotiradores y la artillería sitiadores habían provocado varias matanzas, generalmente se producían éstas en colas de civiles bien intentando hacerse con algo de pan, bien intentando conseguir agua.

En mitad de este desastre humanitario algunas  mujeres jóvenes y bellas desfilaron ante los ojos de sus conciudadanos para elegir a la más bella de todas, con la esperanza de poder participar en certámenes internacionales y lanzar su mensaje al mundo: Don’t let them kill us (No les dejéis asesinarnos).

 

Vedran Smailovic tocando el violoncelo en la parcialmente destruida Biblioteca Nacional de Sarajevo, 1992

En 1993 Bill Carter, un periodista norteamericano sugirió a Bono, cantante de U2, la posibilidad de rodar un documental sobre la vida en Sarajevo durante el asedio, a Bono le gustó la idea lo bastante como para ofrecerse a financiarlo. La información acerca de Inela Nogic y el certamen de Miss Sarajevo movió la composición de esta bellísima canción que según el propio Bono es su favorita (The Irisih Times 27/II/2009).

El PopMart Tour según los Simpsons

El mayor golpe de efecto fue la grabación y transmisión vía satélite de reportajes elaborados por Bill Carter durante los conciertos de la gira PopMart por todo el mundo, lo que acabó motivando que U2 actuase en Sarajevo en 1997. Como anécdota final cabe señalar que en algunas webs se daba por muerta a Inela Nogic poco después, aun durante el sitio de Sarajevo, para desmentir tal rumor infundado basta con mirar el enlace que he puesto más arriba y se podrá comprobar que aún sigue viva.

Quedan aquí el vídeo y la letra. A disfrutarlos

Miss Sarajevo

Is there a time for keeping your distance
A time to turn your eyes away
Is there a time for keeping your head down
For getting on with your day

Is there a time for kohl and lipstick
A time for cutting hair
Is there a time for high street shopping
To find the right dress to wear

Here she comes
Heads turn around
Here she comes
To take her crown

Is there a time to run for cover
A time for kiss and tell
Is there a time for different colours
Different names you find it hard to spell

Is there a time for first communion
A time for East 17
Is there a time to turn to Mecca
Is there time to be a beauty queen

Here she comes
Beauty plays the clown
Here she comes
Surreal in her crown

Dici che il fiume
Trova la via al mare
E come il fiume
Giungerai a me
Oltre i confini
E le terre assetate
Dici che come fiume
Come fiume…
L’amore giunger
L’amore…
E non so più pregare
E nell’amore non so più sperare
E quell’amore non so più aspettare

Is there a time for tying ribbons
A time for Christmas trees
Is there a time for laying tables
And the night is set to freeze.



Ya nos ocurrió en el pasado, en Kosovo. Decidimos apoyar a los albanokosovares de la UCK contra los serbios, porque estos últimos eran los malos. No en vano, Milosevic, presidente de Serbia y Montenegro (lo que quedaba de Yugoslavia entonces), era su líder y nada bueno podíamos esperar de él. El tiempo ha ido dejando claro que los kosovares, o al menos sus líderes, no eran tan “buenos” como los creíamos entonces.

Hashim Thaçi, 1º ministro de Kosovo, con Bernanrd Kouchner entonces Administrador de la ONU para Kosovo, Sir Mike Jackson comandante de la KFOR, Agim Ceku, jefe la UCK y Wesley Clark, comandante de la OTAN, en 1999

Ahora que nos hemos metido de lleno en una nueva guerra (bajo el paraguas de las resoluciones de la ONU) conviene que nos preguntemos si los rebeldes libios son realmente buenos

¿Y si los buenos de Bengasi no son tan buenos? En el blog de Ramón Lobo

Kosovo: gobernantes implicados en el tráfico de órganos, en Red Voltaire

Lápidas en memoria de los masacrados en 1995, en el cementerio de Srebrenica

 

En julio de 1995, unos 8.000 varones musulmanes fueron asesinados por las fuerzas serbo-bosnias en la ciudad de Srebrenica, Bosnia -Herzegovina. La ciudad estaba siendo “protegida” por 400 soldados holandeses pertenecientes a las fuerzas de interposición de Naciones Unidas (“Cascos azules”). En aquellas fechas Europa volvía a vivir los horrores cometidos durante la II Guerra Mundial… y ahora con la tele en directo. 

En Srebrenica se vivió aqule verano una de las situaciones que más vergüenza han de causar al género humano en general, cuando el Dutchbat, la fuerza de interposición holandesa no hizo o no pudo hacer nada por impedir la masacre. Inferioridad de efectivos, falta de municiones, falta de apoyo aéreo de la OTAN, rehenes holandeses en manos de los serbo-bosnios y, sobre todo, unas reglas de enfrentamiento demenciales que sólo autorizaban a las tropas a intervenir en defensa propia y no en defensa de los civiles, todos estos factores posibilitaron esta masacre.

Radovan Karadzic (d.) y Ratko Mladic, principales responsables de la matanza de Srebrenica

 

Y todo esto para que ahora se descuelgue John Sheehan, general retirado del ejército de los EE.UU. y diga que la matanza de Srebrenica se produjo por culpa de soldados gays en las fuerzas honadesas. 

Este general realizó tamaña declaración en un comité del Senado de los EE.UU. que debate la incorporación de manera abierta de homosexuales a las fuerzas armadas estadonunidenses. Según el militar norteamericano, las fuerzas armadas europeas han perdido buena parte de la capacidad de lucha debido a que se han socializado y han admitido homosexuales en sus filas. Razón por la cual, el Dutchbat no pudo hacer frente a los serbo-bosnios en Srebrenica.

Ya lo decía mi madre: el tocino no tiene nada que ver con la velocidad, aunque alguno se empeñe en creer lo contrario

La noticia según Radio Nederland (en español)

 

La noticia en el diario El País

Seguir

Get every new post delivered to your Inbox.